Siraya Habla sobre la Historia Espiritual del Hombre

Siraya, ¿tienes comentarios? Sería bueno tener una panorama más amplio. Me gustaría dar un paso atrás y ver los acontecimientos con más contexto.

Jess, hablo con autoridad y comprensión.

Se está poniendo mucho énfasis en las ramificaciones de un único acontecimiento informado. Este no ha sido un suceso insignificante. Los hermanos que se han reconciliado dieron forma al desarrollo de vuestro planeta. Ellos y su familia crearon la naturaleza física de vuestra residencia y, de hecho, crearon la naturaleza física que estáis utilizando para identificaros e individualizaros a vosotros mismos. Su historia y sus elecciones han influenciado vuestras decisiones y vuestra encarnación.

Este ha sido quizás el agente más influyente que el hombre ha abordado para dar forma a su vida en la Tierra y fue una influencia causada por un accidente. Tenéis que daros cuenta de que un universo -por pequeño que sea- es enorme. El Michael que crea la forma y el propósito de un universo está representado por la estructura de Su creación, pero tiene que dejar que éste elija su dirección hacia ese fin. Él determina los planes que la creación manifiesta e inicia la secuencia de causas y efectos que dará a Su creación su propia forma basada en Sus ideas y parámetros. El universo determina la manera en la que va a encarnar las ideas de Michael. El Michael es atento, pero separado de la elección real. Una vez tomada una decisión, debe ser resuelta. El proceso puede ser interrumpido, pero la sensación de incompleto permanece.

Sabéis algo de la historia de esta interrupción que dio lugar a vuestro aspecto físico. La mayoría de las historias que se cuentan son sólo parcialmente correctas. Los motivos de la interrupción de vuestro desarrollo vital eran complejos, pero en última instancia, egoístas y desconsiderados. Las guerras galácticas que precedieron a esta interacción fueron inmensamente destructivas -tanto que causaron un cambio de paradigma en las intenciones de este universo. La ruptura hizo necesarias nuevas soluciones para permitir la curación y el nuevo crecimiento, tanto en las dimensiones espirituales como en las físicas.

Muchos de los grupos envueltos en la lucha estaban centrados en su propia supervivencia. No tenían conocimiento de un visión más amplia de la intención y la cooperación. Eran, sin embargo, los agentes en el funcionamiento de la nueva estructura que se le presentó al Creador. Ellos tomaban decisiones y sus decisiones se convertían en acciones que desencadenaban los acontecimientos que no habían sido planeados. Esta situación se convirtió en una nueva plantilla para el aprendizaje y la experimentación ,a pesar de que, inicialmente, no estaba previsto así. Estas elecciones, después de todo, eran sólo algunas de una serie infinita de opciones para una expresión concreta de la realidad del Creador.

Muchos son los grupos han interactuado con vuestra civilización en desarrollo y cada uno los aspectos de su naturaleza permanece en la encarnación física que habéis desarrollado. Los Anunnaki eran sólo una de esas familias, pero su impacto ha tenido un efecto más profundo en vuestro sentido de identidad cultural. Ellos tropezaron con vuestro planeta, en un sentido, y se dieron cuenta de su potencial para satisfacer sus propias necesidades. Su meta no era la intención de Cristo Miguel Atón, pero una vez que comenzó su misión, las decisiones que tomaron para controlar y modificar la Tierra fue imparable. El paradigma de la Tierra había cambiado. Su tecnología estaba muy por encima de la que los habitantes de la Tierra habían desarrollado, ellos se convirtieron en dioses y la gente les adoraba.

Las perspectivas de los Anunnaki, y los ejemplos de su comportamiento e interrelaciones, distorsionaron el desarrollo previsto para la naturaleza física y espiritual del hombre. El desarrollo espiritual es un proceso lento y el continuo crecimiento previsto por el Creador se interrumpió antes de que pudiera llegar a cierta madurez. La humanidad tenía un gran potencial, pero sus percepciones inmaduras fueron canalizadas hacia otra dirección para servir a los intereses de sus conquistadores. El desarrollo de los parámetros espirituales del hombre tenía poco contexto como para continuar creciendo tal como había empezado. Sus percepciones y pensamientos fueron re-enfocados hacia una existencia más utilitaria que servía a los intereses de los Anunnaki.

Vuestro planeta, antes de la llegada de los Anunnaki, había tenido habitantes durante muchos miles de años y algunos grupos habían alcanzado mayores niveles de desarrollo cultural que otros. Muy pocos restos físicos de esas culturas han sobrevivido a hoy. Cuando llegaron a vuestro planeta, los Anunnaki estaban a la búsqueda de elementos específicos que faltaban en su propio planeta. Los asentamientos que se establecieron en lo que luego fue África, explotaron a los habitantes para sus propios fines.

Habéis oído las historias de las operaciones mineras Anunnaki y de sus intentos por modificar la capacidad física de los trabajadores. Más significativa fue la influencia que los señores tenían en las percepciones culturales del hombre. Su presencia y su dominio cambiaron los paradigmas intelectuales de las culturas que controlaban. Ellos trajeron al hombre la idea de sumisión y lealtad ciega. Su ejemplo de control distorsionó las concepciones espirituales del hombre. Dios podía ser voluble, les enseñaban. Dios puede ser vengativo. Dios podía castigar por razones egoístas. El hombre copió los ejemplos de sus dioses y aprendió a ser belicoso y egoísta.

Esta transformación espiritual fue la contribución más significativa por parte de los Anunnaki. Los conceptos religiosos que se desarrollaron a partir de su influencia siguen dando forma al sentido que el hombre tiene de su relación con los otros hombres. Las guerras pueden ser combatidas por la religión. Una cultura es espiritualmente mejor que otra porque tiene el control. No importa qué formas de agrupaciones culturales desarrolle, al final, sus percepciones espirituales son mitigadas por el ejemplo del control Anunnaki.

Esta interferencia ha tenido una influencia global, dando forma a todo lo que el desarrollo del hombre ha perseguido. Las prioridades políticas tienen la aprobación religiosa. La dominación económica y la ruina son válidas y deseadas. La satisfacción personal es más importante que la compasión y la consideración hacia los demás. Todos los sistemas y creencias religiosas dominantes en este momento, realmente han sido sembrados por los elementos que los Anunnak necesitaban para mantener un control absoluto.

El Creador de la humanidad ha estado continuamente alentando la orientación espiritual por medio de los maestros encarnados y los ejemplos que el hombre ha creado para ejemplificar esas ideas que han sido ignoradas u olvidados. Algunos de ellos fueron los propios Anunnaki. Otros vinieron de reinos espirituales más altos para tratar de elevar al hombre de nuevo. La Historia espiritual del hombre ha registrado la presencia de estos ayudantes, pero a menudo, su importancia ha sido reconocida sólo por unos pocos. Estos pocos han desarrollado su propia corriente espiritual, y este sentido de contrarrestar el despertar de la conciencia ha cambiado el paradigma espiritual en la Tierra una y otra vez. Y esto está ocurriendo una vez más en este momento

Debéis recordar que todo está influenciado por todo lo demás. Lo que el hombre es ahora, es el resultado de su pasado. Una vez que la energía se pone en movimiento, sigue en movimiento y tiene un impacto en todo lo que se le cruza. Cada acción tiene consecuencias en todas las situaciones similares y cada interacción da nueva forma a los paradigmas con los que entra en contacto. Cada nueva situación, que es un resultado, requiere de nuevas ideas para tomar nuevas decisiones.

Pero estas decisiones no ocurren simplemente por azar. El resultado final predeterminado del Creador gobierna la dirección que toma el devenir. La espontaneidad está condicionada por la razón de la decisión, en primer lugar. La belleza de la creación es la capacidad del hombre para elegir cómo se alcanza el resultado final, pero no determina el resultado final. El discernimiento juega su papel, pero opera dentro de los paradigmas que el Creador ha provisto para su Universo.

Sólo el Creador conoce el propósito completo de Su Creación. El hombre puede tratar de entender sus intenciones y alinearse con estos paradigmas, pero sus percepciones son condicionales, dependiendo de la amplitud de su alineación con su Fuente. No es la condición del hombre juzgar si una forma es buena y otra mala, excepto en el contexto de sus propias percepciones. ¿Cómo puede él solo determinar si una opinión es mejor que otra? Nadie puede determinar eso, sino el Creador. La responsabilidad del hombre es preguntar cuál es esa determinación.

Traducido por Mario

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Anti-spam: complete the taskWordPress CAPTCHA