Esu nos advierte para que Estemos Preparados

Esu, háblame de lo que se avecina. Prepárame. Dime dónde debo colocar mi enfoque.

Sí, Jess. Hoy estoy aquí para daros un aviso y sugerencias para lo que está a punto de suceder. El consenso es que la lección tiene que ser aprendida antes de que la situación actual llegue a su fin. La enseñanza de esta lección será dura y reveladora. Se verán muchas cosas que son mentira. Se está maniobrando mucho con falsos propósitos.

La mayoría de la gente ignora la situación en la que vivimos. Muchos estarán enojados y se levantarán para cambiar lo que encuentran que está sucediendo. No tendrán éxito, en su mayor parte. Se comprobaran las expectativas de soluciones cómodas, pero las posibilidades disponibles serán limitadas.

Esta escasez pondrá a prueba a los hombres y les obligará a ser autosuficientes. Si no son capaces de encontrar una solución por sí mismos, no estarán capacitados para asumir la responsabilidad de sus vidas. El hombre debe estar completamente a cargo de su propia existencia. Él debe tomar sus propias decisiones y no asumir que otros le proporcionen lo que necesita para vivir.

Este es un paso necesario, aunque, inicialmente, no habíamos planeado seguirlo. Esperábamos que el hombre llegaría a ser lo bastante perspicaz como para reconocer la prisión en la que está viviendo. Los parámetros de su existencia, por desgracia, han hecho este descubrimiento casi imposible. El hombre no se da cuenta de que está viviendo en una cómoda prisión con sus movimientos más restringidos de lo que reconoce.

¿Por qué estamos haciendo esto, se preguntarán? Porque el hombre es parte de la creación, y la creación, como entidad, está cambiando el contexto de la existencia del hombre. El mundo está cambiando para mejor y deben sincronizarse todos los aspectos de la manifestación de la creación. La naturaleza física del hombre necesita adaptarse; su alma estará encantada de trabajar mediante un soporte más eficiente.

Hemos decidido que las lecciones que planeamos enseñar más adelante no serían tan significativas sin una experiencia de primera mano, de la vida sin los supuestos básicos. Se hizo necesario proporcionar un medio para ver lo que es en realidad la vida en la tierra, en el sentido de subrayar el valor del regalo que será la vida una vez que la Tierra se eleve hacia un nivel mayor de la energía de la ascensión. El hombre no se daría cuenta de la importancia del regalo a menos que pueda experimentar la vida sin él. Yo voy a prepararles como está garantizado. Mi presencia, en este momento, es más de observador.

Tengo que ver cómo el hombre es capaz de evaluar una situación en la que los obstáculos aparecen inesperadamente ante él. Su vida en la Tierra, aunque manipulada y superficial-en general sigue siendo una vida fácil y sin peligros. La mayor parte de la población de la Tierra durante mucho tiempo no se ha visto obligada a hacer frente a grandes desafíos. Esto es lo que ahora va a suceder.

El hombre debe prepararse para lo inesperado. Debe aprender a confiar en su guía interna y su ingenio. Ya que el hombre ha sido acondicionado a no ser autosuficiente, debería dejar a un lado ciertas necesidades para hacer su existencia menos problemática. Algunos preparativos para lo inevitable es mejor que la sorpresa total.

Pregúntate a ti mismo ¿qué necesitas para sobrevivir si los recursos, de repente, dejan de estar disponibles? ¿Qué pasa si vives la destrucción de un gran desastre natural? ¿Qué pasa si, como resultado, te quedas sin combustible? ¿Y si no tuvieras ni dinero ni medios para conseguirlo? ¿Qué pasa si no tienes ningún medio de transporte?

¿Cuánta seguridad tendrías en casa? ¿Cuán conectado estarías con los otros en tu comunidad? ¿Qué capacidad tendrías para volverte hacia el interior y apoyarte en una guía espiritual y en tu intuición? Tomar la responsabilidad total significa tener una respuesta para estas preguntas básicas y no esperar que nadie más resuelva tus problemas. ¿Cómo de viable es esto para tí?

El peligro de un desastre potencial es claramente evidente en la actualidad. La posibilidad es real para el colapso económico, un conflicto militar sin precedentes, el caos político interno, o la ley marcial -cualquiera de los cuales podría causar una interrupción global si se sitúa convenientemente. El sistema de red eléctrica podría venirse abajo. El suministro de los servicios públicos normales podría quedarse bloqueado. Piensa en cómo reaccionarías si tuvieras que hacer frente a estos escenarios. ¿Podrías mantener tu equilibrio personal y aprovechar tus experiencias para comprenderlo? ¿O te quedarías paralizado por el miedo y te sentirías impotente?

Tengo que decir, que estos escenarios ya no son hipotéticos. La humanidad será probada. Los que encuentren su camino en medio de las próximas pruebas, serán bienvenidos a la ascensión de la Tierra como miembros fuertes y dependientes del nuevo universo. Pide orientación y la recibirás.

Esu

Traducido por Mario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Anti-spam: complete the taskWordPress CAPTCHA